Saltar al contenido

Quiromancia

Quiromancia leer las manosLa Quiromancia consiste en técnicas que permiten adivinar datos relativos a una persona observando y analizando las líneas que aparecen en sus dos manos. Sólo con esta presentación sería normal que uno pensara que es algo bastante difícil de lograr, y realmente se puede asegurar que es una de las mancias más complicadas.

La persona que se dedicará a leer las manos de otra debe ser muy atenta y no descuidar ningún detalle, la forma, las líneas, el relieve, todo estará involucrado a la hora de interpretar y adivinar. Desde la punta de los dedos hasta las líneas de la muñeca hablarán para informar sobre la persona a la que pertenecen. Claro que toda la información está dada en forma de código, el arte de la quiromancia consiste precisamente en traducir esos códigos al lenguaje coloquial.

Es variada la información que las manos de cada persona guarda y cubre varios aspectos de su vida, no sólo el personal sino también aspectos sociales y genéticos. Parecería mucha de la información que guarda el cerebro la da a conocer a través de las manos, el tema es manejar las técnicas que permitan entenderlo.

En las manos podemos encontrar montes y líneas, ambos serán elementales para la interpretación. Es importante a primera vista encontrarse con manos equilibradas y acordes al cuerpo al que pertenecen, además también será importante su coloración. Se puede decir que se está ante un buen monte si se tiene uno de un firme color rosa, y equilibrado en el contexto de la mano. Uno mismo puede comprobar esto solamente presionando los montes y observando que no debe hundirse el dedo ni tampoco sentir demasiada resistencia o dureza.

El común denominador en cuanto a los montes de las manos es que uno de ellos sobresalga ante los demás, que no tiene por que ser el mismo en ambas manos. Pero también puede haber palmas que tengan el predominio de más de uno. Sólo conociendo cuál es el monte que predomina podremos saber cual es la capacidad más destacada de la persona, sus mejores cualidades. En los montes pueden formarse signos que indican la potencia o debilidad de esa cualidad específica. Se diferencia la ubicación en la mano derecha de la izquierda, en este caso si el monte es dominante en la mano izquierda indicaría que ese don o cualidad es de nacimiento, por el contrario si está en la mano derecha quiere decir que se ha adquirido con el paso del tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *